Pensar en el cine es una posibilidad de algo que se abre y que en Villa Constitución se había perdido

24 agosto, 2017

Verónica Parada y Clara Pacios, estuvieron hablando sobre el Ciclo de Cine Latinoamericano que comenzó el fin de semana pasado.

El mismo surge a partir de una charla en el campo de la política y hablando sobre la falta de encuentros que hay en la ciudad, en donde se pueda debatir. “Tiene que ver con revalorizar el significado de la políticas, esta cuestión de identidad, en donde dentro de nosotros hay un ser político vivo y es necesario construir desde otro lugar”, cuenta Verónica.

Siguiendo por esa línea, agrega que la política actual nos avallasa desde siglos, en donde una clase debe dominar  a otra sin respetar, “entendemos que es parte del juego, pero no avalamos eso y vimos que la mejor forma fue a través del ciclo de cine para discutir y debatir políticamente”, afirma.

Por su parte, Clara, cuenta que en estos espacios-encuentros se busca trascender del mercado de consumo, encontrarse con otros que no conocemos y con, una entrada a la gorra para aportar al espacio y que siga funcionando, promover una actividad que este por fuera de la lógica mercantil e individual.

Las selecciones de las películas no apuntan al entretenimiento si no a tratar de que sean películas que nos transformen, que nos enciendan alguna duda, re pensarnos y escuchar a los otros.

“Las películas tienen algo muy interesante, en cuestión individual, que juega en cada uno y por eso pensar en el cine es una posibilidad de algo que se abre y que en Villa Constitución se había perdido.  Está pensando en varias instancias, la primera es de cine rescatando películas de Latinoamérica y tiene como objetivo debatir las ideas, hay muchas, hay que trabajar colectivamente y luchar por eso”, agrega Clara.

El Ciclo de Cine Latinoamericano es una vez al mes, las fechas están supeditas al Centro Cultural Engranajes, va a haber un tercer encuentro en septiembre y en octubre se cierra la primera parte. “La primer película surgió de una conversación sobre política, cuando llegamos a este mes para decidir cual ver, era importante pensar cuál es el cine que no llega masivamente a Argentina o a círculos de amigos y surgió la idea del cine boliviano, que sea una película que plantee una problemática social que atraviesan países vecinos. Yawar Malkur, la sangre del cóndor, fue la elegida”, finalizó Carla.

Esto se va a llevar a cabo el día sábado a las 21 horas en el Centro Cultural Engranajes, con entrada a la gorra y servicio de cantina.

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn0Email this to someone

© de copyright - Todos los Derechos Reservados - Maximiliano Carvajal - 2015 | 2017