El departamento más afectado es Salto (noroeste) donde 1.784 personas fueron desplazadas.

6 Junio, 2017

Maestros, trabajadores estatales y jueces reclaman al gobierno de Juan Manuel Santos el cumplimiento de acuerdos para mejorar las condiciones laborales.

Maestros colombianos se reunirán este martes en la Plaza de Bolívar, de la capital del país, para iniciar un campamento en la llamada ‘Toma de Bogotá’ como extensión de las jornadas de paro que desde hace 26 días realizan en demanda de mejores condiciones laborales.

Según cifras de la Federación Colombiana de Trabajadores de la Educación (Fecode), se espera que cerca de 60 mil docentes participen de la protesta que iniciará a las 09H00 y tiene como objetivo presionar al Gobierno de Juan Manuel Santos a cumplir los compromisos adquiridos con el gremio, y negociar el pliego de peticiones presentado al Ministerio de Educación.

El paro de maestros está cerca de completar un mes en el que unos ocho millones de niños han tenido que permanecer en sus hogares sin clases mientras los profesores buscan una solución a sus peticiones.

“Con esta movilización no buscamos enriquecer los bolsillos de los docentes, lo que queremos es que existan mejores condiciones para nosotros y se mejore la infraestructura educativa”, enfatizó José Jiménez, presidente de la Asociación de Educadores de Barranquilla (Adeba),.

“Los maestros exigimos financiación para la educación pública, mejores aulas de clases, mejores condiciones en general”, dijo el dirigente.

A la marcha de los maestros se han sumado otros gremios como los arroceros, jueces y trabajadores estatales para pedir la atención del Gobierno.

Causa justa

Los pobladores de Chocó, Valle del Cauca, Cauca,  Nariño y Vichada junto a representantes de otros gremios en el país coinciden en la necesidad de protestar por el abandono del estado y por las malas condiciones a las que han sido sometidos por los gobiernos de turno durante muchos años.

En el caso de los maestros, estas son algunas de las razones por las cuales hoy se proponen la toma de Bogotá.

– Disminución de los recursos para la educación pública: En las escuelas escasean los insumos básicos para garantizar el servicio educativo. Tampoco están garantizados los recursos para la actualización y formación docente.

– La Jornada Única: Según el Ministerio de Educación es una política que busca aumentar el tiempo de permanencia en el colegio para así para así incrementar las horas lectivas y fortalecer el trabajo pedagógico;  pero el gobierno nacional pretende atender a los estudiantes dos horas más, sin invertir el dinero suficiente para nombrar más maestros, ofrecer almuerzo caliente a los estudiantes, construir más aulas, salas de informática, bibliotecas, escenarios deportivos, servicio de internet, y otras necesidades propias de la escuela.

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn0Email this to someone

© de copyright - Todos los Derechos Reservados - Maximiliano Carvajal - 2015 | 2017